La semana pasada ingresó en la Legislatura de la provincia el proyecto de Reforma parcial de la Constitución de Jujuy, por iniciativa del gobernador Gerardo Morales .

La iniciativa cosechó adhesiones y reticencias tras el anuncio del gobernador Gerardo Morales la semana pasada. Sectores políticos de la oposición, referentes gremiales y  sociales se mostraron en desacuerdo con la iniciativa ya que consideran que no es oportuno su tratamiento en un contexto económico desfavorable donde la atención, según lo manifestaron públicamente, debería estar focalizada en generar trabajo y resolver los problemas urgentes de la gente.

“La discusión no es reforma si, reforma no, sino hacer un análisis profundo de lo que queremos para los próximos años“, señaló el intendente de La Quiaca, Blas Gallardo a UnjuRadio.

En este sentido sostuvo que hay que incluir a “los pueblos ancestrales de La Quiaca y de la Puna” para garantizar sus derechos. Consideró que este es un “punto central que no se ha modificado en absoluto, ni se pretende analizar nuevamente”.

“El análisis deberíamos hacerlo entre todos, para poder lograr la resolución de los problemas de los pueblos originarios”, sostuvo.

Asimismo dijo que es importante debatir la coparticipación “en base al crecimiento de cada localidad y al crecimiento demográfico”, y que esta coparticipación sea “modificable”.

Por último, el intendente de la ciudad fronteriza se refirió a uno de los ejes que aborda la reforma parcial de la Constitución provincial y que esta relacionado con INSTITUCIONALIZAR LA PAZ prohibiendo los cortes de rutas entre otros puntos.

“No es la manera de garantizar la paz social”, sino que “se debe escuchar al pueblo”.

“Es necesario un análisis más serio”, concluyó.

Comparte:

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí