El Ministerio de Capital Humano decidió suspender las acciones de la Dirección de Asistencia Directa por Situaciones Especiales (Dadse), programa creado en 2016 por una regulación de 2004, que ayuda a quienes carecen de cobertura de salud con medicamentos oncológicos, enfermedades crónicas discapacitantes y patologías agudas urgentes.

La medida se realiza con el objetivo de, según asegura el secretario de Niñez, Adolescencia y Familia, Pablo de la Torre, “revisar los circuitos administrativos”, dejando en pausa el programa a cargo de atender casos de urgencia en personas vulnerables.

La Dadse habilita la entrega de subsidios a personas físicas, a efectos de financiar la adquisición de medicamentos, insumos y productos médicos para la realización de prácticas médicas y se focaliza en la población de mayor vulnerabilidad.

La decisión del funcionario del PRO ordena suspender “la Dirección de Asistencia Directa por Situaciones Especiales hasta tanto se revisen los circuitos administrativos que garanticen la transparencia, igualdad y legalidad en la gestión de las acciones de dicha dirección, sin perjuicio del inicio de las acciones administrativas y judiciales que pudieran corresponder.

La suspensión del programa se produce en un momento de aumento de los precios en el marco de un reajuste económico impulsado por el Gobierno nacional.