Cada 4 de febrero, la OPS/OMS apoya a la Unión Internacional de lucha contra el Cáncer en la promoción de formas de disminuir la carga mundial del cáncer. La prevención del cáncer y el aumento de la calidad de vida de los pacientes con cáncer son los temas recurrentes.

Según la Liga Argentina de Lucha Contra el Cáncer (Lalcec) en el país se detectan más de 130.000 casos por año

Por ese motivo, en Jujuy, se llevan a cabo distintas actividades de concientización en el marco de la semana de sensibilización frente al Cáncer.
El lunes 29 se realizaron intervenciones intervenciones artísticas en diferentes esquinas del centro de San Salvador de Jujuy, con el propósito de tomar contacto con los vecinos en los semáforos y culminó con propuestas recreativas en la Peatonal Belgrano.
(Actividad de concientización en los semáforos)
El cronograma continúa hoy miercoles con una caminata abierta a la comunidad en el Parque San Martín. La concentración se realizó en calle Güemes esquina Coronel Puch, al frente del Hospital Pablo Soria.
La cartera sanitaria de la provincia señala que “las distintas estrategias apuntan al cuidado integral de la salud de toda la familia a través de la promoción de controles médicos regulares para facilitar el diagnóstico temprano, estar informados y de hábitos de vida saludable”.
Las actividades se realizan desde las Direcciones de Nutrición y Cáncer, APS, CUCAIJUY y Centro Regional de Hemoterapia en coordinación con el Municipio capitalino, distintos organismos públicos y organizaciones de la sociedad civil.
Al respecto, Agustina Manzur integra la Mesa de Promoción y Prevención de la Salud, habló en Unjuradio sobre la importancia de las distintas actividades de concientización que se realizan para la detección precoz de la enfermedad. 
 “La idea es realizar actividades de concientización sobre el cáncer”, indicó Manzur y agregó que el objetivo principal, además de la difusión y la sensibilización, es procurar que la gente se haga los chequeos médicos correspondientes para prevenir la enfermedad. También destacó el trabajo que realizan distintas instituciones de la provincia que brindan información y contención a los pacientes y sus familias.  
“Hay que romper tabúes respecto a la enfermedad” 
Por último, Agustina Manzur dijo que hoy culminan las tareas programadas en el marco de la Semana de lucha contra el cáncer con una caminata alrededor del Parque San Martin y actividades físicas.  
Según la Organización Panamericana de la Salud, el cáncer es la segunda causa más frecuente de morbilidad y mortalidad en las Américas, después de las enfermedades cardiovasculares, y una base importante de desigualdades en salud. Se estima que en las Américas 4 millones de personas fueron diagnosticadas recientemente y 1,4 millones de personas murieron a causa de la enfermedad en 2020. Aproximadamente, el 57% de los nuevos casos de cáncer y el 47% de las muertes por cáncer ocurrieron en personas de 69 años o menos, en las Américas. mejor momento de sus vidas.
El cáncer se puede prevenir y controlar: 

El cáncer se puede prevenir y controlar implementando estrategias basadas en evidencia para la prevención, detección y detección temprana del cáncer, tratamiento y cuidados paliativos. Los factores de riesgo modificables más comunes del cáncer, que se comparten con muchas otras enfermedades no transmisibles, son:

  • El consumo de tabaco
  • Bajo consumo de frutas y verduras.
  • Uso nocivo del alcohol
  • Falta de actividad física

Algunos factores de riesgo específicos para el cáncer incluyen infecciones crónicas por el virus del papiloma humano (VPH) -para el cáncer de cuello uterino-, hepatitis B y C -para el cáncer de hígado- y H.pylori -para el cáncer de estómago-.

Entre un tercio y la mitad de los casos de cáncer podrían prevenirse reduciendo la prevalencia de los factores de riesgo conocidos. Ejemplos de intervenciones viables son el control del tabaco y la vacunación contra el VPH. La prevención primaria del cáncer más eficaz se basa en enfoques que involucran a todo el gobierno, con legislación, reglamentación y políticas fiscales combinadas con actividades para cambiar el comportamiento comunitario e individual. Los mensajes de salud pública y la promoción de la salud deben presentar evidencia sobre factores de riesgo específicos.