El sociólogo y miembro del equipo de Investigación del Observatorio de la Deuda Social Argentina (ODSA-UCA), Juan Ignacio Bonfiglio habló sobre el informe que brindó el organismo sobre la inseguridad alimentaria en los hogares con niños menores de 5 años, donde se expresa la reducción involuntaria de la porción de comida o la percepción de experiencias de hambre por problemas económicos durante los últimos doce meses.

Al respecto expresó que “lo que venimos viendo es que en los últimos años es que hay una agudización de la situación crítica en términos de algunos indicadores que muestran un marcado empeoramiento, en este caso particularmente podemos destacar la inseguridad alimentaria tanto total como severa y el acceso a medicamentos, además se incrementa de manera notable el déficit de pobreza por ingresos”.

Y agregó que “lo que estamos viendo y con los datos disponibles ya nos marcan una situación bastante seria, porque el ultimo dato nos marca que tenemos más de un 35 % de población urbana bajo la línea de pobreza y esto refiere a la primera parte del año, es decir la situación actual es seguramente peor y por lo que vemos en términos de las proyecciones de los los distintos indicadores hacia fin de año la situación tendería ir empeorando”.

Y finalmente manifestó que “hay distintos aspectos que pueden moderar todo el impacto de esta crisis sobre las condiciones de vida de estos hogares por ejemplo, la presencia de comedores comunitarios, comedores escolares que contribuyan a moderar el impacto del fuerte incremento de los precios en los alimentos, entonces lo que cabria esperar es que lamentablemente la situación sería peor, entonces es necesario trabajar en un conjunto de políticas de carácter asistencial que permitan reducir los costos de la canasta básica que contribuyan a mejorar un poco esta situación”.

Comparte:

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí