Rita Segato, antropóloga y activista feminista, en diálogo con UNJu Radio 92.9 analizó el uso del lenguaje y los discursos de odio a nivel latinoamericano y el impacto de las decisiones políticas en el medio ambiente de Argentina; en el marco de las X Jornadas del Pensamiento de Rodolfo Kusch organizadas por la Universidad Nacional de Tres de Febrero (UNTREF) y con la colaboración del Instituto Rodolfo Kusch de la Universidad Nacional de Jujuy (UNJu).

Al respecto dijo: “Kusch trazo un camino con miradas hacia el centro del mundo andino, fue pionero y sentó un precedente en ese tránsito en el que debemos de aprender a pensar en el lugar donde pisamos ya que las diversas instituciones educativas, no lo enseñan”.

Según el lenguaje vinculado a los discursos de odio, explicó: “EEUU con Trump, Brasil con Bolsonaro y Argentina con Milei, todos ellos fueron entrenados para enseñar a odiar al pueblo desde el proyecto moderno de la democracia, que como tal, no se alcanza como realidad consolidada sino que se trata de un proyecto democrático con diversas promesas que al no cumplirse genera un gran estanque de resentimientos similar a deudas no pagadas de la modernidad”.

Asimismo agregó: “a su vez, esas deudas están estrechamente vinculadas con el tiempo en el que vivimos en donde todos sueñan con una parcela de protagonismo, es decir algún papel en la historia. Por ende las derechas muy bien entrenadas para ello, utilizan este estanque para construir sus políticas basadas en el odio. No obstante, este resentimiento es algo comprensible y debemos tratar de entender dónde se origina, por ejemplo una escuela, universidad o estado racista alude a un “racismo no nombrado” frente a la presencia de maestros que desde niños indican quiénes ingresan al camino del saber, del poder, de las profesiones y de las posiciones en el estado de gobierno, entre otras, respondiendo a una República construida de esa forma”.

En cuanto al rol de los medios de comunicación en la propagación de estos discursos, expresó: todo es considerado pedagógico ya que una sentencia de un juez, por ejemplo, si no enseña solo sirve para punir; por ende un medio masivo de información debe de enseñar a la gente dónde se originan sus conquistas y derrotas, porque de lo contrario las personas en su ingenuidad e inocencia no saben desconfiar sumado a que en muchos medios circula dinero para informar lo pactado. Deben de explicar el origen de la pobreza y el problema de la desertificación de nuestro país ya que el 70% del territorio argentino ya es desierto, todo lo cual en suma a la explotación minera constituye el fin, similar a la desertificación de África en donde millones tuvieron que abandonar su lugar de origen por sequedad al igual que Chile donde se accede al agua por horarios”.

“La minería y el litio desertifica a un país que ya es desértico y la deuda externa nos esclavizó y obligó a entregar inmensas parcelas de nuestro territorio bajo la forma de explotación minera para poder pagarla sin darnos nada a cambio” concluyó.

Comparte: