El doctor Gustavo Echenique, reconocido médico infectólogo de nuestro medio e integrante de la Sociedad Jujeña de Infectología, en su habitual columna de los lunes en UnjuRadio se refirió a la problemática del Dengue y a la importancia de adoptar conductas para su prevención.

El profesional indicó que la enfermedad del Dengue, transmitida por la picadura del mosquito Aedes Aegypti, ya ha ocasionado epidemias y brotes importantes en la provincia por lo que resaltó la importancia de la prevención.

“El número de casos el año 2019 cuadruplicó la cifra del 2016” precisó Echenique. Entre julio de 2019 y mayo de 2020 los casos de Dengue en Argentina llegaron a los 41.754.

El infectólogo manifestó que el Dengue no sólo incide en regiones con climas subtropicales sino que afecta también a provincias como la Pampa, Córdoba y Buenos Aires que tienen un clima que, en teoría, debería ser más adverso a la situación del Aedes Aegyti.

Sin embargo, la presencia del mosquito ha empezado a proliferar en estas provincias y “a través del vector la enfermedad puede aparecer” precisó.

En este sentido, Echenique afirmó que se están haciendo muchos avances en materia de Dengue en nuestro país pero consideró que “hay que apuntar mucho más a la prevención en este momento”.

Detalló que la provincia de Jujuy tiene un abanico de patologías no Covid, muy importantes y que ya las tenía mucho antes de la pandemia. Patologías como el Dengue, el Hantavirus, la Psitacosis y el Paludismo, “son enfermedades tropicales que ya, en esta época de primavera plena, no tenemos que dejar de considerar” remarcó.

En este contexto, subrayó que “los especialistas tenemos la obligación de advertir a la gente que la conducta que adopte ahora va a impactar a futuro”.

Como primera medida de prevención se debe eliminar en los domicilios los reservorios y elementos  que pudieran contener agua, como ser baldes, tachos, cubiertas. Esos elementos son eventuales dispensadores del Aedes Aegypti.

El médico infectólogo sostuvo que hay que empezar a trabajar de manera particular en cada domicilio ya que “el mosquito transmisor del Dengue tiene una actividad que no va más allá de 100 o 200 metros a la redonda del lugar donde nació”.

Entonces, si se realiza un trabajo mancomunado y general en cada domicilio en los distintos barrios, “el resultado va a tener a un impacto sanitario  importante” porque “no queremos pasar por la misma situación del año 2019 donde la provincia tuvo muchísimos casos” concluyó.

Comparte: