Gustavo Echenique , médico infectólogo, se refirió al caso de el virus boliviano que provocó la muerte de personal de salud al norte de la Paz. El médico señaló que es necesario llevar tranquilidad a la población ya que fue una situación epidemiológica que se dió en 2019 en una localidad cercana a la Paz y que logró controlarse.

Para el médico el cuidado y la atención tiene que estar en esta época estival en no dejar que avance el mosquito del dengue y evitar una segunda ola de COVID, algo que a su modo de ver es responsabilidad exclusiva de la población , de continuar con las medidas de prevención y los protocolos establecidos.

Con respecto a la situación epidemiológica que se dió el año pasado en cercanias a la ciudad de la Paz, Bolivia , señaló : ” hay que informarse leer y poner un poco de tranquilidad esto tiene que ver con la descripción de un trabajo que se presentó en el meeting de la sociedad americana de Medicina Tropical que se realizó en estos días, ahí se presentó un trabajo en el cúal se hace una descripción de un brote del año 2019 , fue en julio en Bolivia donde en una región en el norte de la Paz se vivió una situación epidemiológica particular porque se produjo el fallecimiento de una persona que se dedicaba al área agricultura y posteriormente también fallecieron 3 profesionales médicos que estuvieron en contacto con esta persona y no se sabía qué es lo que había sucedido. Se pensó en primer instancia que era el machuco, qué es una arena virus que está presente en casi todo Sudamérica y forma parte de las fiebres hemorragicas sudamericanas. Nosotros en Argentina tenemos un primo hermano del Machuco qué es el virus Junín que está en el sur de Argentina, en el centro, en Córdoba Santa Fe la Pampa y Buenos Aires; Brasil también tiene un virus similares .

El médico reiteró que la situación y la noticia que se dió a conocer recientemente , se refiere básicamente un estudio que se hizo el año pasado : “donde posteriormente a la toma de muestra y el estudio se presentó la semana pasada , se confirmó que se trataba de una arenavirus, variedad Chapare y que habría tenido la mutación que le permitió pasar de persona a persona , este es el evento que generó alarma y hay que aclararlo en una de las notas yo ejemplifique esta situación en que perfectamente se podría haber provocado una pandemia por arenavirus , pero esto se controló . Estos arenavirus tiene la particularidad de ser transmitidos por roedores básicamente por materia fecal y orina y las persona pueden estar en contacto y se produce la infección , esto conforma las enfermedades zoonoticas transmitidas de animales a personas . Pero el evento interesante y preocupante , fue que se haya transmitido de persona a persona, esto también sucede con algunas variedad de Hanta en Argentina sobre todo en el sur, gracias a Dios acá en la Provincia nunca pasó que tenga la capacidad de mutación como pasó con el Coronavirus en España, que ahora hay una nueva mutación que invade Europa y está causando esta segunda Ola”.

Echenique dijo que por eso se debe llevar tranquilidad a la población y dijo que “otra aclaración que tenemos que hacer es que en Argentina tenemos vacuna para el arenavirus argentino y que se probó el año pasado en Bolivia con una efectividad importante para otros arenavirus en Bolivia “.

El médico se refirió a la situación epidemiologíca a la que estamos vulnerables ahora con la llegada del calor y del en el verano próximo e hizo referencia al Dengue ” tenemos que seguir cuidando y tirando todos los reservorios de agua , porque estos cambios de temperatura hacen que la larva del mosquito del Dengue este en su mejor momento, entonces a no bajar la guardia” . También se refirió respecto a la posibilidad de una segunda ola de COVID -19 y dijo que la responsabilidad es de la población, de la gente : “hay que tener en cuenta que a partir del primero de diciembre se van a abrir las fronteras para otras provincias y el hecho de que haya una segunda ola depende exclusivamente de la población”. Hizo además un llamado solidario a que la gente tenga en cuenta el personal de salud está agotado y no va a tener vacaciones , ” solamente unos días de diciembre y después va a continuar trabajando “, enfatizó que la responsabilidad para que no se produzca una segunda ola de coronavirus es de la comunidad en general y de las personas que deben seguir manteniendo los protocolos de cuidado”.

Comparte:

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí