Gustavo Girado, Economista, Magister en Relaciones Internacionales y Especialista en China habló en Radio Universidad sobre como afectaría la pandemia del coronavirus al comercio exterior de Argentina con China.

El brote del coronavirus a nivel mundial afecta de manera indiscriminada a todos los países en todos sus aspectos, social, sanitario, laboral, educativo y sobre todo el económico, desde aquel que cultiva para satisfacer la demanda familiar hasta el que exporta materia prima o productos con valor agregado, todos sometidos a los caprichos de un enemigo invisible que parece no medir la consecuencias de sus actos.

En el contexto de un mundo bajo cuarentena, de que manera se ve afectado el comercio exterior de Argentina con su principal comprador, China. Las consecuencias se están sintiendo, la Cámara de la Industria Aceitera de la República Argentina (CIARA) y el Centro de Exportadores de Cereales (CEC), entidades que representan un tercio de las exportaciones argentinas, anunciaron que durante el último mes de marzo las empresas del sector liquidaron un 6,9 % menos con respecto al mismo mes del año pasado.

Por otra parte, La Cámara de la Industria y el Comercio de Carnes y Derivados de la República Argentina – CICCRA en su informe económico del mes de febrero 2020 publico: “En enero de 2020 se registraron exportaciones de carne vacuna por 41.606 toneladas peso producto (tn pp) .La comparación interanual arrojó un crecimiento de 24,3% (+ 8.130 tn pp) y al contrastar con el volumen promedio mensual exportado en el cuarto trimestre de 2019, se registró un retroceso de 32,8%. La notable desaceleración del ritmo de expansión interanual, así como la magnitud de la caída con respecto a lo observado en el final de 2019, se explicaron por la desaceleración de los embarques a China, aún antes de que el Coronavirus afectara el normal funcionamiento de las transacciones económicas mundiales”.
Al respecto, Girado opinó: “imagino que las principales consecuencias para Argentina pueden verse del lado del comercio bilateral y por el lentecimiento que seguramente van a aparecer por el lado de las inversiones; China forma parte del podio desde hace varios años de los principales orígenes de la inversión extranjera directa que recibe nuestro país”, consideró que la retracción económica del “Gigante Asiático” desde la aparición del Covid-19 ha provocado que requiera menos insumos agro- alimenticios como energéticos, eso significa que hay menos inversión en la compra de esos productos a los países sudamericanos, en particular la Argentina.

El especialista proyecto que también habrá “una menor demanda de carne en sus distintos formatos, en cambio los otros tipos de productos agro- alimenticios como soja y derivados por ejemplo en la medida que el stock ganadero de carne aviar y carne porcina en China no se reduzca la demanda no debería verse afectada”.

Por otra parte, Girado aclaró que “habría serias consecuencias para Argentina y Brasil” si China continuara´con la caída de su actividad económica por el coronavirus, pero no seria el único problema que entrenaría nuestro país, también “depende del resultado de los acuerdos que llegaron a firmar Estados Unidos y China en enero del 2020”, añadió; por el cual se dio un primer paso hacia el fin de la guerra comercial y supone una fuerte inversión por parte del país asiático de 200.000 millones de dolares en la compra de productos industriales, energéticos, agrícolas entre otros, al país del norte, relegando las inversiones en Sudamérica.

Comparte: