Alberto Guida, presidente de la Cámara Argentina de Distribuidores y Autoservicios Mayoristas, afirmó que el abastecimiento de productos en este momento no corre riesgos ya que la capacidad productiva de la industria no tiene inconvenientes,  los mayores inconvenientes están en los procesos de distribución por lo que hay quiebre de stock y a veces no se llega en tiempo y forma a la reposición de algunos productos.

Las medidas tomadas por muchas provincias y municipios, que impiden el ingreso a sus territorios para evitar la propagación del coronavirus, es lo que dificulta la distribución a los negocios de proximidad. “Esto es un proceso de aprendizaje donde se van corrigiendo paulatina y puntualmente determinadas situaciones” aseveró Guida.

Asimismo confirmó que los negocios de proximidad no están teniendo mayores inconvenientes. “Hay una disponibilidad de mercadería con ingreso y reposición atrasada que es la consecuencia lógica de un abastecimiento intermitente pero, en estos momento, sin ningún tipo de riesgo”agregó.

“El punto de equilibrio es cuidar al personal que hace un gran esfuerzo asumiendo su propio riesgo.Es un punto crítico el equilibrio, ya que la decisión para cuidar la salud, en este momento. es el aislamiento pero esto provocaría una destrucción social, porque si no tenemos alimentos, productos y economía terminamos en una hecatombe”aseguró Guida.

Comparte: