La Fundación Ars Médica trabaja desde el año 2.011 en el acompañamiento integral de pacientes oncológicos. Su staff cuenta con un equipo médico, coordinadores, administrativos, laboratorio, y una “parte social” de grupos terapéuticos armados hace dos años en San Salvador de Jujuy llamados ‘Alas para vivir” que brindan talleres de Arteterapia, Yoga, Músicoterapia, y Pintura creativa.

Agustina Varela es acompañante terapéutica en Ars Médica y encargada de este “lado social” de la fundación. Cuando los pacientes llegan a la consulta médica, generalmente, ya llegan con un diagnóstico de cáncer; es ahí donde, comenta Agustina, comienzan a actuar estos grupos terapéuticos tratando de acompañar desde el diagnótico, el inicio del tratamiento y después también en el seguimiento que se le hace al paciente.

“Generalmente con la familia tratamos el tema de la comunicación, siempre vemos la manera de que llegue al paciente, (…) avanzar en la comunicación, que se le pierda el miedo a la palabra. Es todo un proceso un trabajo llegar a la comunidad y decir ‘el cáncer no es igual a muerte’, tenemos personas que están transitando por esto, que se curan”, dijo Agustina.

Varela destacó que “muchas veces la familia quiere que el paciente vaya al psicólogo, al nutricionista, y a veces el paciente no quiere eso, quiere conversar y que le cuenten que va a pasar, cómo se va a poner”. Lo cuál afirma que es otro tema, ya que muchos pacientes y familiares recurren a google y a dichos o experiencias de conocidos. Al respecto Agustina remarcó que “cada metabolismo y organismo es único, no todos los tratamientos son iguales para todas las personas”.

La acompañante terapéutica hizo mención a la prevención, sobre todo del cáncer de mama. “Empieza con el auto exámen mamario, una puede palpar y encontrar un nódulo, recurrir al ginecólogo que hará los estudios pertinentes. Pero saber que siempre y cuando en la familia hubo un antecedente de cáncer de mama el/la paciente debe hacerlo diez años antes a la edad en la que le surgió al familiar”, detalló; y aclaró que hay hombres en una mínima cantidad con cáncer de mamas: “muchas veces a los talleres que damos o a las charlas de prevención llega la familia, no llega el varón porque es como que le da vergüenza. Es como que parece que todo lo que ocurre es para la mujer y no para ellos”.

Por último, Agustina comentó que en Fundación Ars Médica (Coronel Puch 497) se recibe a pacientes que tengan o no obra social: “los talleres y encuentros terapéuticos son gratis para todos”.

Comparte:

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí